Mapa
Entrada - Sortida

Persones:

Busca por:

Precio medio:

De a
persona / noche

Tipo de alquiler:

Recomendados:

Características más usadas:

Ubicación:

Acondicionamiento:

Servicios:

1 Cases rurals a Bilbao

Caserío Urikosolo

Bilbao

El caserío se alquila de forma íntegra. Podrán hospedarse 8 personas, con opción de ampliar a un máximo de 12 personas p...

Lloguer sencer
8 - 12 persones
6 dormitoris
8 llits
43€ pers./noche

També hi ha 93 cases rurals prop de Bilbao

Els següents allotjaments es troben en un radi de 25 kms.:

93 Cases rurals prop de Bilbao

Ordaola

Alonsotegi

A 4,97 km de Bilbao.

Per habitacions
1 - 12 persones
6 dormitoris
11 llits
25€ pers./noche

San Miguel de Txorierri

Derio

A 5,19 km de Bilbao. San Miguel de Txorierri es un alojamiento situado en Derio. Consta de 6 habitaciones dobles con baño totalmente equipad...

Sencer o habitacions
1 - 13 persones
6 dormitoris
13 llits
37€ pers./noche

Hotel Loiu

Loiu

(1)

A 5,69 km de Bilbao.

Per habitacions
2 - 48 persones
24 dormitoris
24 llits
42€ pers./noche

Iabiti Aurrekoa

Zamudio

A 6,05 km de Bilbao.

Per habitacions
2 - 14 persones
6 dormitoris
10 llits
35€ pers./noche

Hotel Beñarán

Arrigorriaga

(2)

A 6,21 km de Bilbao.

Per habitacions
1 - 22 persones
12 dormitoris
20 llits
30€ pers./noche

Matsa

Lezama

(1)

A 6,6 km de Bilbao.

Per habitacions
12 persones
6 dormitoris
4 llits
44€ pers./noche

Hotel Errekagain

Arakaldo

A 6,68 km de Bilbao.

Per habitacions
1 - 33 persones
19 dormitoris
19 llits
31€ pers./noche

Arati

Zaratamo

(13)

A 6,81 km de Bilbao. Casa independiente construida a base de piedra y madera. La decoración ha sido muy acertada siendo acorde con el ambient...

Per habitacions
1 - 17 persones
6 dormitoris
16 llits
25€ pers./noche

Hotel Ereka-Alde

Barakaldo

(3)

A 7,74 km de Bilbao.

Per habitacions
2 - 60 persones
30 dormitoris
4 llits
38€ pers./noche

Madarian

Lezama

A 7,76 km de Bilbao.

Per habitacions
12 - 16 persones
6 dormitoris
6 llits
31€ pers./noche
  • 1
  • 2
  • 3
  • 4
  • 5
  • 6
  • 7

1 - 10 de 93 allotjaments rurals

Qué hacer durante una escapada rural en Bilbao

En los últimos años, Bilbao ha pasado de ser una ciudad gris e industrial a la meca vasca del diseño de vanguardia. Un cambio de imagen en el que han participado reconocidos arquitectos y que le ha llevado a ser galardonado con el premio Lee Kuan Yew World City Prize – el premio Nobel del urbanismo - en 2010.

La construcción de museo Guggenheim, diseñado por Frank Gehry, fue el inicio de una incesante renovación que todavía hoy sigue en marcha. Cubierto de paneles de titanio, siguiendo el movimiento orgánico de las olas y el viento, este museo se ha convertido en el icono cultural de la ciudad. Si se observa desde el mar, el edificio tiene forma de pez.

Justo en su entrada se encuentra Puppy, la mascota de Bilbao creada por Jeff Koons que fue expuesta para la inauguración del museo. Los bilbaínos le cogieron tanto cariño, que al final se quedó expuesta permanentemente.

Santiago Calatrava también tuvo un papel importante en el lavado de cara de Bilbao. Además de su aeropuerto, el arquitecto valenciano se encargó de diseñar el puente Zubizuri. Una obra que no estuvo exenta de polémicas debido a los fallos de usabilidad.

Estas obras de arte arquitectónicas son algunos de los reclamos de los viajeros que realizan una escapada rural por las inmediaciones de Bilbao. Gracias a su metro, diseñado por Normal Foster, es posible llegar desde el mismo centro de la ciudad hasta Plentzia, la costa vasca. Lo más recomendable es hacer una parada en el puente colgante de Getxo y en el fuerte de La Galea, un complejo defensivo de la bahía de Abra.

Patrimonio histórico de Bilbao

Conocido como las 7 calles (Zazpi Kaleak en euskera), el casco viejo de Bilbao pertenecía originariamente al poblado medieval. En él se encuentra la catedral de Santiago, la plaza Nueva – repleta de bares donde probar los suculentos pintxos -, el museo vasco, la biblioteca municipal de Bidebarrieta y el mercado de la Ribera.

Este último fue levantado en 1929 junto al puerto, justo encima del anterior mercado, con un estilo art decó. Actualmente, es uno de los edificios más reconocidos de Bilbao, por su historia y tradición.

También lo es el teatro Arriaga, el más antiguo de Bilbao (1890). Fue reformado en numerosas ocasiones, aunque en su interior aún se conserva mobiliario original. El teatro sigue en uso, aunque muchas de las obras actuales se reproducen en el palacio Euskalduna. El teatro Campos Elíseos es otra de las obras de arte de la época, pues está considerado como una de las joyas del art nouveau.

El Casco Viejo de Bilbao está anexionado a Abando desde 1870 por un puente, cuando la ciudad tuvo la necesidad de expandirse. Aquí es donde se halla la Alhóndiga, conocida actualmente como Azkuna Zentroa, un antiguo almacén de vino que fue reconvertido en un centro cultural y de ocio con unos interiores diseñados por Philippe Patrick Starck y en el que se han conservado los exteriores del siglo XIX.

En una escapada rural a Bilbao no puede faltar acercarse al mirador de Artxanda. Aquí es desde donde se obtienen las mejores vistas de la ciudad. Se puede subir andando, en coche o con el funicular que se halla justo donde el puente Zubizuri.

La naturaleza bilbaína

El Parque Natural de Gorbea es una de las joyas naturales de Vizcaya. En él se encuentra el Hayedo de Otzarreta, una explosión de color y sonidos del campo que se ha convertido en una de las visitas imprescindibles en una escapada rural por los alrededores de Bilbao.

Desde el Hayedo de Otzarreta se puede acceder hasta el Humedal de Saldropo, un espacio natural de alto valor ecológico desde donde parten numerosas rutas para visitar el parque.

Otra de las visitas más populares entre el turismo rural de Bilbao es la vía verde de Arrazola, una antigua vía de ferrocarril que va en paralelo al homónimo río y que transcurre bajo las faldas del monte Amboto, en el valle Atxondo. Antiguamente, por estas vías circulaba una locomotora a vapor que transportaba el mineral que se extraía en las minas del valle.

El monte de Anboto, situado a unos 25 kilómetros de Bilbao, está envuelto de una de las leyendas más populares de Euskal Herria. En una de las cuevas del monte vive Anbotoko Mari, una diosa de la naturaleza que simboliza la tierra y el mundo animal. 

Debido a su proximidad a la costa, Bilbao cuenta con numerosas playas de calidad en sus alrededores. Algunas de las más populares son Ereaga, Gorrondatxe y Las Arenas, en Getxo; Barinatxe y Arrietara, en Sopela; Plentzia y Górliz.

A media hora en coche, además, se encuentra Baquio, que cuenta con una de las playas más largas del litoral vizcaíno. Aunque lo más conocido y turístico de la zona es San Juan de Gaztelugatxe, la ermita que se erige sobre el mar. 

Tradiciones y gastronomía bilbaína

Parte del encanto del turismo rural en Bilbao tiene que ver con su folclore y gastronomía. La capital de Vizcaya cuenta con numerosos bares donde degustar los deliciosos pintxos de autor vascos. Aquí la tradición es salir de txikiteo, que significa pedir un zurito de cerveza acompañado del pitxo más típico del bar.

En la bahía de Plentzia – a la que se puede acceder en metro desde Bilbao - se halla, además, una de las bodegas más peculiares de España: Crusoe Treasure, una bodega submarina que, para visitar sus instalaciones, hará falta sumergirse en el agua.

La mejor época para realizar una escapada rural a Bilbao es en agosto. A finales de verano es cuando se celebra la popular Semana Grande de Bilbao, conocida por ellos como Aste Nagusia. Durante esos días hay espectáculos, una gran oferta cultural, conciertos, etc.